NFT ¿Qué es y cómo funcionan?

Los NFT, Non Fungible Token, todo lo que debes saber, sus secretos y cómo funcionan.

Seguramente llevas tiempo escuchando hablar de los NFT, comentarios de todo tipo, algo que la mayoría de personas aún no lo entiende y que cuenta con diferentes adeptos, desde auténticos haters que dicen que es una burbuja o un timo, hasta personas totalmente enamoradas que están convencidas que esta tecnología es el futuro, lo que está claro, es que sin duda estamos ante un mundo que está creciendo enormemente y creando mucho revuelo.

NFT qué es y cómo funciona

 

Ante tanta confusión que puede causar, quiero explicarte todo desde un punto de vista objetivo, un punto de vista más neutral y tratando de explicarte de forma entendible qué son los NFT y lo que pueden deparar de cara al futuro.

Qué significa token no fungible o NFT

Los NFT es un avance tecnológico que prácticamente acaba de salir, pero es algo que puede cambiar la forma en la que entendemos y conocemos internet hoy día.

 

Un NFT es el acrónimo de “token no fungible, y quiere decir que se trata de un activo digital único que tiene valor, y que no se puede modificar, ni duplicar, ni intercambiar entre sí, porque no existe otro igual, no hay dos NFT iguales.

Para entenderlo, es como una obra de arte, un cuadro por ejemplo, imaginemos La Gioconda de Leonardo Da Vinci, es una obra única, no hay dos iguales, podrán hacer una copia, pero no es la auténtica, sería como una falsificación sin valor, la que tiene todo el valor es la original. Digamos que el NFT es lo mismo, pero en digital.

Estos activos digitales tienen un certificado de autenticidad que los hace únicos, por lo tanto, aunque hicieses una copia, no valdría para nada porque no tienes ese certificado criptográfico. Al tener un código único identificativo con el que se inscribe en la Blockchain, se convierte en una pieza única en el ciberespacio.

 

 

Cómo funcionan los NFT

Los NFT funcionan con la tecnología Blockchain o cadena de bloques, que es la misma tecnología que utilizan las criptomonedas, y es una tecnología que lo que hace es generar un registro contable digital y descentralizado de las transacciones o contratos inteligentes, entre otras, pero cuidado, porque aunque guardan esta misma correlación, los NFT no son criptomonedas, de hecho son opuestos, ya que un NFT es un bien no fungible, mientras las criptomonedas como el Bitcoin son un bien fungible.

Una de las diferencias entre las criptomonedas y los tokens, es que las criptomonedas tienen su propia cadena de bloques, mientras que los tokens no, y para existir tienen que usar la blockchain de una criptomoneda.

Los tokens se pueden crear utilizando la cadena de bloques de una criptomoneda, como la Blockchain de Ethereum, que está pensada precisamente para contratos inteligentes o smart contracts, y se pueden crear un sinfín de NFT o tokens en ella.

Además, mientras que las criptomonedas son solo dinero digital, los tokens sirven además de esto, para otras muchas cosas, como aplicaciones descentralizadas (DApps), contratos inteligentes, juegos o NFT.

 

Puedes iniciarte en este mundo con el curso disponible en TEKDI de “El Metaverso: qué es y por dónde empezar”, donde te hablamos entre otros temas relacionados sobre qué es NFT.

 

¿Se puede duplicar un NFT?

No, no se puede duplicar, y te lo explico con la diferencia entre fungible y no fungible.

Algo es fungible  cuando puede sustituirse por otro de su género, o del mismo tipo. El ejemplo más claro es el  dinero, que con el tema cripto nos viene como anillo al dedo, podemos sustituir o cambiar una moneda de 1 euro por otra y mantendremos el mismo valor, pero por contra, algo es no fungible cuando resulta  irreemplazable, y aquí precisamente está la gran cualidad de los NFT, que son elementos digitales  irremplazables.

 

¿Para qué sirve un NFT?

Quizá la respuesta sencilla es para darle un valor económico y poder comercializar con ello una creación digital para ganar dinero.

De hecho, ya se han vendido varios NFT por varios cientos de miles de dólares.

En los portales de comercialización de NFT hay creaciones de todo tipo, que aunque yo quizá nunca lo compraría, o sí, hay personas con mucho dinero dispuestas a pagar cantidades podríamos decir que indecentes por esos activos.

 

Pongamos por ejemplo una foto de un recuerdo de un viaje que hemos hecho, que representa un momento único que puede tener un valor sentimental, y podemos subirla y compartirla en redes sociales por ejemplo.

Esta misma foto, la podemos subir a un repositorio de fotos, ponerle un precio y vender muchas copias de ella, pero entonces, ¿por qué convertirla en un NFT?.

La diferencia de tokenizar esta imagen y convertirla en un NFT es que hay un mercado multimillonario alrededor que quiere participar de la compra de estos tokens, bien porque está de moda, o bien por poseer un activo único digital para distintos fines, como quien posee el cuadro auténtico de La Gioconda, tal y como hemos visto anteriormente.

Los NFT también abren una gran oportunidad para los artistas gráficos, fotógrafos, diseñadores, entre otros, para darse a conocer y promocionar sus obras, evitando el problema la falsificación.

La ventaja de convertir en NFT sus obras es que soluciona la lacra de la piratería en internet que existe sobre las creaciones digitales, al contar cada obra o token con un identificador único que no se pude duplicar, ni copiar, por lo que estos artistas tienen mucha más seguridad a la hora de exponer sus trabajos en el mercado.

 

 

Para finalizar, en mi opinión, el problema con este nuevo mundo es que ha  tenido un auge tan impresionante, que está creciendo tan rápido y mueve tanto dinero que hacerse un hueco en él  es realmente complicado, sin contar la exposición a timos o estafas que puedes sufrir si no estás bien formado e informado, así que para seguir aprendiendo sobre el tema, no dejes de ver esta masterclass gratuita sobre el metaverso que es muy interesante.


Deja un comentario